Blackstone descarta compra de Dell

El fondo de inversión abandonó sus planes al citar la caída histórica en las ventas de PC, abriendo la posibilidad para que Michael Dell logre deslistar a la firma Wall Street.

Dell

El fondo de inversión estadounidense Blackstone Group LP dio por finalizado sus esfuerzos por adquirir a Dell, despejando el camino para que el fundador de la firma, Michael Dell, y su fondo de capital privado Silver Lake, avancen en un pacto de 24.400 millones de dólares para comprar al tercer fabricante mundial de computadores personales.

Blackstone se retiró justo un mes después de que retó los intento del multimillonario Michael Dell por comprar y retirar de la Bolsa la compañía que fundó y que lucha con una acelerada contracción del mercado de computadores personales. En una carta publicada por un comité ejecutivo de Dell, Blackstone mencionó una caída de un 14% en las ventas de la industria de PC durante el primer trimestre de este año y una estimación más baja de ganancias realizada por la administración de Dell, como razones de su retiro.

"Desde la presentación de nuestra oferta, supimos que la compañía revisó sus proyecciones de ingresos operacionales para el año en curso a 3 mil millones de dólares, desde 3.700 millones", escribió el grupo ofertante de Blackstone en una carta.

Blackstone y el multimillonario Carl Icahn, que también compró una participación fundamental en la compañía y se opone a la recompra por parte de Michael Dell, realizaron ofertas preliminares por la compañía desafiando el acuerdo con Silver Lake. Las probabilidades de Icahn de lograr una exitosa oferta rival son consideradas por analistas e inversores como inferiores que las de Blackstone, aunque el acuerdo con Silver Lake continúa enfrentando una significativa oposición de algunos accionistas de Dell, incluyendo a incluyendo a Southeastern Asset Management, que cuenta con 8.4% de la compañía.

Tanto Icahn como Blackstone ofrecieron alternativas que mantendrían aparte de la compañía cotizando en la bolsa, aunque ellos también sostuvieron negociaciones iniciales sobre trabajar en equipo. Icahn propuso pagar 15 dólares por acción por 58% de Dell, mientras que Blackstone señaló que pagaría más de 14.25 dólares por acción. Ambos acuerdos incluyen cargar a la compañía con una amplia deuda y mantenerla en los mercados públicos. La oferta de 13.65 dólares por acción en efectivo por parte de Silver Lake podría retirar a Dell de la bolsa.

Dell era considerado como un modelo de innovación a principios de la década del 2000, pero ha tenido problemas para compensar el descenso de su participación en el mercado mundial de computadores personales. La compañía ahora trata de convertirse en un proveedor de servicios de computación para empresas, disminuyendo su dependencia de los computadores personales.

Sin etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *