Ariba, la reciente compra de SAP

SAP y Ariba  anunciaron que SAP America suscribió un acuerdo formal para adquirir Ariba, la red de comercio en la nube. La transacción confiere un valor de US$45.00 a cada acción de Ariba, lo que le atribuye un valor empresarial aproximado de US$4,300 millones. La adquisición conjugará la red de colaboración entre compradores y vendedores de Ariba con la base de clientes, la experiencia y los conocimientos de SAP en la generación de nuevos modelos de colaboración interempresarial (B2B) en la nube.

La junta directiva de Ariba aprobó unánimemente la transacción y aceptó una oferta que estableció el precio de compra accionaria un 20 por ciento por encima de la cotización respectiva al 21 de mayo, al cierre de las actividades de bolsa, y 19 por ciento más que el precio promedio ponderado de la acción para el mes calendario previo. Los fondos destinados a cumplir con los términos de la transacción provendrán del efectivo disponible de SAP y de un crédito a término por €2,400 millones. Se espera que la transacción se concluya durante el tercer trimestre del año calendario 2012. Está sujeta a la aprobación de los accionistas de Ariba, los avales de las autoridades regulatorias con jurisdicción y demás condiciones de común aplicación.

SAP incorpora así un líder del sector de comercio colaborativo en la nube a su red de empresas. La adquisición establece a SAP como la red global de negocios, con capacidad de aportar nuevas funcionalidades de colaboración interempresarial a su familia de soluciones. La movida también la posiciona en un segmento de crecimiento, basado en una realidad en la cual compradores y vendedores de todo el mundo se conectan de nuevas maneras a través del uso de la computación en la nube.

La irrupción de SAP en el segmento de las redes interempresariales de negocios amplía considerablemente sus oportunidades de crecimiento. La semana pasada, SAP anunció el mapa de ruta para su negocio de aplicaciones en la nube (Software-as-a-Service) enfocadas en la administración de clientes, proveedores, empleados y finanzas, que se sumaron a las suites SAP Business ByDesign y SAP Business One, ya establecidas. Esta adquisición también impulsará el portafolio de aplicaciones en la nube de SAP, gracias a la adición de las soluciones de aprovisionamiento en la nube de Ariba.

Con sede principal en Sunnyvale, California (EUA), Ariba cuenta con cerca de 2,600 empleados, lidera el sector de las aplicaciones de comercio colaborativo en la nube y es el segundo proveedor mundial de aplicaciones en la nube en términos de ingresos generados. Combina tecnologías avanzadas con una comunidad comercial enfocada en la red para ayudar a las compañías a identificar, establecer contacto y colaborar con una red global de socios comerciales, todo en un entorno basado en la nube. Con ingresos anuales que ascendieron a US$444 millones, experimentó un sólido crecimiento de 38.5 por ciento en el año fiscal 2011. Entre tanto, su red de negocios registró un crecimiento orgánico de 62 por ciento durante el mismo período.

Los expertos de la industria estiman que el segmento de las soluciones de aprovisionamiento y redes empresariales basadas en la nube genera un volumen de ingresos cercano a los US$5,000 millones. La red de Ariba es la más grande, ya que conecta y automatiza más de 319,000 millones de transacciones comerciales, iniciativas de colaboración y actividades de inteligencia de negocios, entre más de 730,000 compañías de todo el mundo. La base global de clientes de SAP, que asciende a más de 190,000 compañías, incluye las firmas compradoras y vendedoras más grandes del planeta, por lo cual ofrece un amplio potencial para incrementar el número de participantes, así como los volúmenes y tipos de transacciones conducidas a través de esta red. Cabe resaltar que el 63 por  ciento de los ingresos mundiales asociados a transacciones tienen al menos un punto de contacto con algún sistema SAP, cifra que solo tiende a crecer, pues la unión de SAP y Ariba posibilitará el comercio colaborativo entre compañías de todo tamaño.

La combinación generará un nuevo valor de negocios para los clientes conjuntos de ambas empresas. SAP y Ariba podrán ofrecer soluciones de punta a punta que permitirán a las compañías llevar a cabo el ciclo completo de sus transacciones, desde la definición de fuentes a la emisión de pagos, sin importar que hayan implantado sistemas de instalación física, de computación en la nube o híbridos.

Por otra parte, La red abierta de Ariba y la experticia en integración de SAP facilitarán la participación y extenderán los beneficios derivados de la colaboración comercial hasta abarcar todas las compañías, sin importar el sistema ni los proveedores que cada cual tenga.

Igualmente, La red de Ariba se beneficiará de las mejoras en desempeño gracias al uso de SAP HANA, plataforma insignia de computación tipo in-memory de la compradora.

La información sobre relaciones y transacciones comerciales derivadas de las actividades de comercio adelantadas dentro de la red de Ariba, sumada a las funcionalidades avanzadas de análisis que ofrecen las aplicaciones de SAP, proporcionarán una panorámica en tiempo real que permitirá a sus socios comerciales identificarse, conectarse y colaborar entre sí de manera más efectiva.

Otro de los beneficios es que todos los clientes de SAP podrán establecer fácilmente contacto con la red de negocios a través de puntos preinstalados de integración.

Mediante la combinación de las soluciones de aprovisionamiento disponibles en las redes de negocios de Ariba y SAP, las organizaciones podrán disfrutar de una panorámica de inteligencia de negocios de 360 grados y demostrar el cumplimiento con las normativas corporativas en vigencia de sus actividades, contratos e interacciones de gastos de suministro.

Una vez que la transacción haya concluido, se proyecta consolidar todos los activos de gestión de suministros asociados a la nube que posee SAP bajo la égida de Ariba. El actual equipo gerencial de Ariba continuará ejerciendo como tal, operando como una empresa independiente, bajo el nombre "Ariba, una compañía de SAP". La Junta Directiva de SAP planea nominar al actual presidente corporativo de Ariba, Bob Calderoni, como nuevo miembro de la Junta Administradora Global de SAP. Dicho nombramiento queda sujeto a la aprobación de la Junta Supervisora de SAP.

Sin etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *