Las tabletas rompen los esquemas de uso del cómputo portátil

El ritmo de cambio de la tableta será similar al de los reproductores de audio MP3 o de los teléfonos móviles: dado su menor precio y mayor atractivo, los analistas creen que cambiaremos de tabletas más frecuentemente que de portátil

Las firmas del mundo del móvil, RIM, Motorola, HTC, Samsung y LG, ya se han adelantado con sus tabletas para colarse en el mercado del futuro, por ahora únicamente Apple como tradicional fabricante de equipo de cómputo les lleva la delantera.

Muy pronto empezarán a venderse más tabletas que portátiles. Y no es cuestión de si ocurrirá, es cuestión de cuándo. Según Forrester Research, en EE UU será el año que viene. En EE UU este año las tabletas supondrán ya un 26% del mercado y un 36% el año que viene, frente al 32% de los portátiles.

Las tabletas se convertirán en una categoría de consumo masivo con un crecimiento similar al que tuvieron en su momento los reproductores MP3, dado su menor precio y mayor atractivo, los analistas creen que cambiaremos de tabletas más frecuentemente que de portátil, a un ritmo similar al que solemos jubilar un reproductor MP3 o un smartphone.

La consultora Deloitte prevé que la venta de tabletas supere a los ordenadores en este ejercicio. Asegura que "el mercado del PC está estandarizado y las diversas opciones de tabletas abren otro campo".

La característica principal de este tipo de equipos es la facilidad de uso y navegación que ofrecen. La mayoría de los modelos viene sin manual de instrucciones pero tampoco hacen falta. Simplifican la relación con la tecnología. Todo el dispositivo es táctil. La interacción entre el contenido y el lector es muy intuitiva. Se enciende con tocar un botón.

Todos los miembros de la familia lo usan para jugar, ver vídeos e informarse sin importar el sitio en que se encuentren. Se saca en el autobús o en cualquier lugar, no necesita atril, ni esperar a que se encienda.

Las aplicaciones son uno de los grandes atractivos de este tipo de modelos

Sin etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *