Japón le roba el oro a China en la carrera de los supercomputadores

El monstruo de Fujitsu, llamado K, fue capaz de procesar una ecuación matemática 8.2 billones de veces en un segundo, es decir que tuvo una velocidad de 8,2 petaflops por segundo.

Todos los días las guerras de tablets, smartphones, plataformas y consolas se toman los titulares de los medios especializados en tecnología, pero hoy es el turno de supercomputadores. La Universidad de Tenessee en Knoxville publicó el nuevo ranking de las máquinas con el mayor poder de cómputo en el planeta, el cual tiene un significado especial para las potencias mundiales pues es una fuente de orgullo y un indicador de su estatus tecnológico.

Este año hay un nuevo soberano en el reino de los supercomputadores y es de origen japonés. El monstruo de Fujitsu, llamado K, fue capaz de procesar una ecuación matemática 8.2 billones de veces en un segundo, es decir que tuvo una velocidad de 8,2 petaflops por segundo. Esa marca fue suficiente para ser casi dos veces más impresionante que la de su contendor más cercano y antiguo rey de los supercomputadores, el Tianhe-1A de China que logra 2,6 petaflops.

K –que es la abreviación que recibe la palabra ‘kei’ en japonés– significa un trillón en ese lenguaje, la marca de cálculos por segundo que tienen en la mira los ingenieros de Fujitsu para su creación. En este momento, la máquina es la suma de 672 torres de circuitos y procesadores que parecen neveras y, gracias a sus 548.352 núcleos, equivalen al poder de cómputo de un millón de computadores de escritorio.

Semejante bestia requiere 10 millones de dólares en electricidad anualmente, lo que podría abastecer 10.000 hogares por 1 año. Puede sonar como mucho, pero es un consumo muy reducido para un supercomputador y además la labor que hace –como generar modelos climáticos y estudiar terremotos– podría salvar las vidas de millones. Como si esas cifras fueran poco, ya hay planes para que el aparato sea aún más monumental y llegue a las 800 torres para cumplir con la meta por la cual lleva su nombre, cosa que aumentará su indiscutible supremacía sobre la competencia.

K es más veloz que los cinco siguientes supercomputadores en la lista combinados y esa diferencia solo se incrementará con la llegada de otras 128 torres. Además de demostrar la maravilla que es K, el listado de los 10 supercomputadores más avanzados del planeta revela que apenas 4 países hacen parte del club y que Estados Unidos, a pesar de no liderar el listado, ocupa la mitad del ‘top 10’. Además, precisamente los gringos son quienes están más cerca de superar retar el poderío de K, pues la Universidad de Urbana-Champaign está desarrollado Blue Waters, que sería el némesis de K.

Este es el listado de los 10 supercomputadores más veloces del mundo y es un reflejo de lo rápido que está cambiando el panorama, pues quien hoy está en la décima posición en junio de 2008 estaba donde hoy se encuentra K. Por eso mismo es que, desde 2004 que fue cuando nació la medición, la Universidad de Tenessee en Knoxville actualiza el ranking cada seis meses. ¿Será que algún día un país latinoamericano estará entre los primeros 10?

1. K (Japón): 8,2 petaflops.

2. Tianhe-1A (China): 2,6 petaflops.

3. Jaguar (Estados Unidos): 1,75 petaflops.

4. Nebulae (China): 1,27 petaflops.

5. Tsubame (Japón): 1,19 petaflops.

6. Cielo (Estados Unidos): 1,11 petaflops.

7. Pleiades (Estados Unidos): 1,09 petaflops.

8. Hopper (Estados Unidos): 1,054 petaflops.

9. Tera 100 (Francia): 1,05 petaflops.

10. Roadrunner (Estados Unidos): 1,04 petaflops.

Sin etiquetas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *